​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Fauna antártica: Cetáceos

(南極動植物) (Antarctic Fauna)

Mamíferos Marinos Antárticos

Este importante grupo de mamíferos que habitan las aguas del Océano Austral, comprende dos Ordenes: Carnivora y Cetacea . Sobre ellos se entrega información separada, dada sus respectivas características.

Orden Cetácea

Este orden de mamíferos comprende animales que habitan aguas continentales y marinas. En Chile sólo hay representantes marinos de este orden.

Cetácea se divide en dos subórdenes: Mysticeti (cetáceos de barbas) y Odontoceti (cetáceos con dientes).

Por desarrollar toda su vida en al agua, su cuerpo es hidrodinámico, piel desnuda, sin pelos, sin pabellones auriculares, con surcos genitales en ambos sexos en donde el macho posee pene y testículos intra abdominales; las hembras poseen glándulas mamarias en surcos vecinos al genital, por delante del ano. Su órgano propulsor es su cola bilobulada que, con movimientos ondulatorios de arriba hacia abajo, impulsa progresivamente el cuerpo del animal, el que se estabiliza con sus aletas pectorales.

Los orificios nasales están ubicados sobre la cabeza en una estructura denominada espiráculo. En Mysticeti es doble.

Todas las especies poseen surcos ventrales (que varían según la especie), y aleta dorsal, excepto la ballena franca, Eubalaena australis que carece de ambas estructuras. Poseen láminas córneas que penden de los maxilares y que les sirven para filtrar su alimento.

Las especies de Mysticeti presentes en aguas antárticas de Chile, son: Ballena azul o rorcual gigante, Balaenoptera musculus; ballena de aleta o rorcual común, B. physalus ; ballena boba o rorcual de Rudolphi, B. borealis; ballena enana, B. acutorostrata ; ballena jorobada, Megaptera novaeangliae y ballena franca, Eubalaena australis .

1. Ballena azul, Balaenoptera musculus

Ballena azul

Es el animal más grande que ha habitado el planeta. Se han registrado ejemplares con más de 32 m de largo y 150 toneladas de peso. Se caracteriza por poseer una aleta dorsal pequeña en el último cuarto del cuerpo, que está ubicada muy cerca de la aleta caudal, hecho que se hace evidente cuando el animal comienza una inmersión.

La cabeza, cuyo tamaño es menos de un cuarto del tamaño total del animal, posee una cresta que se inicia en el "morro" (área de los espiráculos) y que no alcanza la punta del hocico. Llega a tener unas 395 láminas córneas y negras a cada lado de la boca, con una longitud de 1,20 m, como máximo y unos 60 cm de ancho.

Como en todos los cetáceos de este suborden, las láminas córneas presentan flecos. Su piel presenta una coloración azul con manchas pálidas, las que se hacen más marcadas en la región ventral. Sus aletas pectorales son pequeñas y llegan a medir cerca de un octavo del largo total del cuerpo.

En la región ventral del primer tercio del cuerpo poseen unos 88 surcos de unos 5cm de profundidad y entre cada surco hay una cinta de unos 6 cm de ancho, aproximadamente.

Entre el ombligo y el surco anal, se encuentran los surcos genitales. En las hembras, cada uno de los surcos mamarios tiene una glándula que puede medir dos metros de largo, 60 cm de ancho y 30 cm de grosor, durante el período de lactancia.

La ballena azul pareciera ser un filtrador muy selectivo ya que su alimento predominante es el krill, aunque también se han encontrado pequeños peces en el contenido gástrico, los que probablemente fueron ingeridos incidentalmente.

Se reproduce en aguas temperadas entre julio y agosto. Después de 11 meses de preñez las hembras dan a luz a un ballenato que mide unos 7 m de longitud total. El período de lactancia dura alrededor de 10 meses, después de los cuales pueden quedar preñadas nuevamente.

Maduran sexualmente cuando cumplen 8 ó 10 años . Miden 23,4 m las hembras y 22,6 m. los machos. De acuerdo con los cortes hechos en los tapones de cerumen encontrado en los canales auditivos de animales viejos, se ha calculado que pueden llegar a vivir 90 años o más, pero nunca más de 100 años.

Los expertos estiman que actualmente hay unos 8.000 animales en los mares del mundo, de una población inicial estimada en unos 200.000 ejemplares.

Ver más: Ballena azul

2. Ballena de aleta, Balaenoptera physalus

Ballena de aleta

Esta ballena le sigue en tamaño a la Ballena azul ya que el animal más grande capturado en aguas antárticas fue una hembra de 26,8 m. Como las hembras suelen ser más grandes que los machos, las primeras miden en promedio 19,7 m y los segundos  19,5 m. Los adultos suelen pesar alrededor de 80 toneladas.

Hay varias características que la diferencian de la ballena azul. Una de ellas es que, a partir de la base posterior de la aleta dorsal, que es grande, con unos 60 cm de alto, se forma una cresta que corre por el dorso hasta la cola. Poseen entre 56 y 100 surcos ventrales entre las aletas pectorales, las que se extienden más allá del ombligo.

El color del dorso y de los costados es gris oscuro y a veces, café oscuro; pero el vientre es generalmente más claro y en algunas partes es blanco, como la cara ventral de las aletas pectorales y de la caudal.

Posee entre 264 a 473 láminas córneas a cada lado de la boca, con una longitud cercana a los 90 cm, sus láminas centrales son blanco-amarillentas y el resto presenta franjas alternadas de ese mismo color y con otras de gris azulado.

Actualmente los expertos señalan que hay unos 85.000 individuos, de una población original estimada en unos 425.000 animales.

Ver más: Ballena de aleta


3. Ballena boba, Balaenoptera borealis

Ballena boba

Esta ballena es de menor tamaño que la ballena de aleta. Es de un tamaño mediano, un poco más robusto que el rorcual común.

El registro máximo ha sido de 20 m para una hembra y 18,5 m en un macho. Han llegado a pesar 30 toneladas. Los machos alcanzan la madurez sexual a los 10 años, cuando miden alrededor de 12 m, y las hembras lo hacen también a los 10 años, cuando miden 13, 7 m. Su período de gestación es de 11,5 meses.

El ballenato mama durante seis meses. La hembra pare cada dos años, aproximadamente.

Poseen entre 300 y 340 láminas córneas y negras a cada lado de la boca, que miden hasta 73 cm de largo, con flecos blancos en los bordes. Ventralmente tienen 38 y 56 surcos ubicados entre las aletas pectorales, desde el mentón hasta casi llegar al ombligo. Esta combinación de estructuras le permite la captura krill, Euphausia superba, y otros crustáceos planctónicos como copépodos y anfípodos.

Su color es gris-azulado en el dorso, con una textura "tipo neumático", en cuyo vientre la piel se torna grisácea.

De una población inicial de unos 150.000 individuos, actualmente los expertos estiman que no supera los 54.000 animales.

Ver más: Ballena Boba

4. Ballena jorobada, Megaptera novaeangliae

Ballena jorobada

Es una ballena muy corpulenta, lo que se aprecia especialmente en las hembras, las que pueden medir hasta 19 metros de largo; en cambio los machos suelen medir hasta 15,2 metros.

Su peso máximo ha sido de 65 toneladas. Alcanzan la madurez sexual como a los 9 años, cuando los machos miden 11 m y las hembras 12 m. En esta especie el apareamiento se efectúa poco después de nacer el ballenato, por lo que el período entre los nacimientos es de poco más de un año. La gestación dura 11, 5 meses y la lactancia hasta 11 meses.

Esta especie de cetáceo se caracteriza por poseer un par de aletas pectorales muy largas, que suelen medir un tercio del largo total del cuerpo, y que presentan una gran cantidad de nudosidades en su borde anterior, con una coloración notablemente blanca en su cara ventral. Similares nudosidades se presentan sobre la cabeza y en la mandíbula.

Tienen hasta 21 surcos gulares, entre las aletas pectorales, los que se extienden hasta el ombligo.

La coloración del cuerpo es negra, con algunas áreas blancas en la cara interna de las aletas pectorales, en el mentón, en el vientre y en la aleta caudal.

En esta última, el blanco es variable ya que en algunos ejemplares se observa desde el blanco total hasta el negro, pasando por diversas combinaciones entre blanco y negro, características individuales que hacen posible "identificar" a los individuos durante sus migraciones. Así ocurrió, por ejemplo, con un ejemplar de esta especie que fue avistado en aguas antárticas y que después fue identificado en aguas subtropicales, cerca de isla Gorgona, en aguas colombianas.

Ver más: Ballena Jorobada


5. Ballena franca, Eubalaena australis

Ballena franca

Esta es una ballena que, por su aspecto y características externas, es inconfundible. Es corpulenta y carece de aleta dorsal. Su cabeza es bastante grande, tanto que puede llegar a medir un cuarto del largo total del cuerpo.

Sobre la piel del dorso de la cabeza, como en otras partes del cuerpo, presenta unas callosidades blanquecinas frecuentemente pobladas con picorocos y bellotas de mar, entre cuyos tallos se encuentran isópodos de la familia Cyamidae.

A veces también se encuentran alrededor de los espiráculos los que están muy separados, razón por la cual cuando soplan o respiran, la condensación del vapor de agua forma una verdadera V corta.

Los bordes de la piel de la mandíbula, vistos dorsalmente, tienen el aspecto de una gran pala con la cual recogen pequeños crustáceos para alimentarse. Al cerrar la boca, forma una verdadera malla con las barbas que penden de los maxilares, con lo que filtran su alimento.

Las barbas o láminas córneas miden hasta 2,5 m de largo, bastante angostas, sólo 30 cm, comparadas con las de los demás cetáceos. Presentan menos de 250 láminas a cada lado de la boca.

Carece de estrías ventrales y sus aletas pectorales son muy cortas comparadas con las de la ballena jorobada ( M. novaeangliae) y presentan forma de paleta.

Su cuerpo es negro o, en ciertos casos, café oscuro en el dorso y con algunas manchas blancas en el vientre. Las callosidades a que se hizo referencia son siempre blancas o amarillentas.

Los animales de esta especie son migratorios, de desplazamiento muy lento comparado con los rorcuales, entre las aguas antárticas donde se alimenta y las aguas subtropicales en las que se reproduce. Desde hace algunos años se ha vuelto a divisar a ciertos ejemplares desplazándose hacia el norte, algunas hembras acompañadas de sus ballenatos.

Se reproducen en el período de verano. Su gestación dura unos once meses. Las pariciones se repiten cada dos o tres años.

Ver más: Ballena Franca

Ir a: Orden Mamíferos carnívoros antárticos

Volver a: Fauna antártica

Fuente Internet:

www.armada.cl

Materias